Delincuentes Degollaron a hermano Franciscano dentro de un ancianato

Habitantes de la comunidad La Otra Banda, ubicada en La Victoria, municipio Ribas, repudiaron el asesinato del hermano Franciscano Diego Begolla, de 34 años de edad, quien coordinaba la Casa Hogar Hermanos Franciscanos de la Cruz Blanca, conocido también como el ancianato de La Otra Banda.


casa-familiar


En el lugar del suceso se pudo conocer que el hecho ocurrió en la parte alta del ancianato, ubicado frente a la plaza Bolívar, cuando tres sujetos aún sin identificar, ingresaron a las instalaciones con la intención de robar.


Una vez en el interior, amarraron con cables a Begolla dentro de su oficina y lo degollaron, posteriormente salieron del lugar cargando con equipos de oficina como computadora, impresoras, así como objetos personales de la víctima como joyas y su teléfono celular.


Consternados por lo sucedido, los vecinos aseguraron que el misionero tenía un año de haber regresado de Los Teques, estado Miranda, a coordinar nuevamente el ancianato que albergaba más de 50 abuelos y abuelas, además atendía a aquellos que estaban en situación de calle, ofreciéndoles atención médica y comida tres veces a la semana.


hermanos-fransiscanos


“La última vez que vimos al hermano Diego fue el pasado domingo, cuando se llevó a cabo una actividad aquí en la plaza Bolívar; compartió con todos. Era un hombre bueno, preocupado por los que menos tenían, es una pérdida irreparable”, acotaron los vecinos.


Al mismo tiempo mencionaron que los abuelos que viven en la sede fueron los que encontraron a Begolla, tirado en un charco de sangre, y comenzaron a hacer bulla y a asomarse por las ventanas para que los auxiliaran. “Al ver la situación inmediatamente avisamos a las autoridades policiales, quienes resguardaron la escena del crimen”, acotaron.


Una comisión del Cicpc del Eje de Homicidios llegó al lugar para proceder al levantamiento del cadáver, así como a las experticias y revisión de las cámaras de seguridad que se encuentran en los negocios que están alrededor del ancianato.


El objetivo de los detectives es identificar a los asesinos, quienes al parecer conocían a la víctima, pues las cerraduras no fueron violentadas, confirmando la tesis de que Diego Begolla les abrió la puerta porque los conocía, tal y como aseveraron los vecinos.


Fuente

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*