May asegura que no “irá a la guerra” por Gibraltar

Zanja así la polémica abierta por el exlíder Howard, que afirmó que utilizaría la flota para defender el Peñón




londres – La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, trató ayer de disipar las tensiones surgidas en los últimos días en torno a Gibraltar al asegurar que su postura para resolver cualquier disputa es “el diálogo”, y no “el envío de la fuerza naval”.


Durante un viaje a Jordania, May respondió a preguntas de la prensa sobre la posibilidad de “ir a la guerra” por el Peñón, como señaló el domingo un político conservador británico, si se amenazara su soberanía, y reiteró su voluntad de “hablar” con la Unión Europea (UE) para lograr el mejor acuerdo de salida del bloque. “Lo que estamos haciendo con todos los países europeos en la UE es sentarnos y hablar con ellos”, afirmó May. “Definitivamente, diálogo”.


La dirigente intentó zanjar así la polémica suscitada por las declaraciones del exlíder Michael Howard, que el domingo dijo que estaba “seguro” de que May mostraría “la misma determinación” para proteger a Gibraltar que la exhibida por su predecesora Margaret Thatcher en 1982, cuando envió una fuerza naval para defender a las islas Malvinas de Argentina.


A raíz de las palabras de Howard, del ala tradicionalista del Partido Conservador, el ministro español de Exteriores, Alfonso Dastis, dijo en Madrid que “alguien en el Reino Unido está perdiendo los nervios”.


Dastis añadió que “no hay ninguna base para ello”, pero observó que “traer a colación situaciones pasadas con las Malvinas (colonia británica cuya soberanía reclama Argentina) es un poco sacado de contexto”.


“error estratégico” Howard aludió al pasado conflicto después de que, al publicar el viernes sus directrices de negociación con Londres, la UE señalara que ningún acuerdo, una vez que el Reino Unido salga del bloque, podrá aplicarse en Gibraltar si no hay antes un acuerdo entre Londres y Madrid. Gibraltar es una colonia británica desde 1713, cuya soberanía reclama España.


May es acusada por varios diputados de cometer un error estratégico al no incluir una referencia expresa a Gibraltar en la carta que el miércoles envió a Bruselas para activar el artículo 50 del Tratado de Lisboa, dando inicio al periodo de dos años de negociaciones para el brexit o salida de la UE. – Efe


Fuente

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*